MI PENTECOSTÉS.

Espíritu-Santo2-e1559741192639.jpg
Comparte estas informaciones:

Por: Jeannette Miller
jeannettemiller.r@gmail.com
CC 642

Descarga aquí

UNO DE LOS MOMENTOS PRINCIPALES EN LA HISTORIA DEL CRISTIANISMO ES PENTECOSTÉS.

El término significa quincuagésimo, es decir cincuenta, y se refiere al día número cincuenta después del Domingo de Pascuaen que se cumple la promesa de Cristo de enviar al Espíritu Santo:

«En aquel tiempo dijo Jesús a sus discípulos: Así estaba escrito que el Cristo padeciera y resucitara de entre los muertos al tercer día y se predicara en su nombre la conversión para perdón de los pecados a todas las naciones, empezando desde Jerusalén. Vosotros sois testigos de estas cosas. Mirad, y voy a enviar sobre vosotros la promesa de mi Padre. Por vuestra parte permaneced en la ciudad hasta que seáis revestidos de poder desde lo alto. Los sacó hasta cerca de Betania y, alzando sus manos, los bendijo. Y sucedió que, mientras los bendecía, se separó de ellos y fue llevado al cielo. Ellos, después de postrarse ante Él, se volvieron a Jerusalén con gran gozo, y estaban siempre en el templo bendiciendo a Dios». (Lucas 24, 46-53 ) (1)

Después de la crucifixión de Jesús y de las persecucionesconstantes, los apóstoles se escondían atemorizados tratando de evitar que los apresaran, pero en Pentecostés reciben la fuerza del Espíritu de Dios y se realiza un cambio radical en sus actitudes. Principalmente, pasan de la tristeza a la alegría; del miedo y la inseguridad a la convicción de que son portadores de la verdad y deben anunciarla. ¡Jesús resucitó al tercer día y estará vivo por toda la eternidad!

HAGAMOS UNA INTROSPECCIÓN Y PREGUNTÉMONOS: ¿CUÁL ES MI PENTECOSTÉS?

¿Estamos seguros de que somos portadores de la verdad y debemos anunciarla? ¿Estamos seguros de que debemos difundir con palabra y ejemplo la Buena Nueva de que Cristo es el Señor y que murió para salvar la humanidad? ¿Somos cristianos 24/7, alegres, comunicativos, piadosos, rebosantes de alegría por estar conscientes de que el amor de Jesús esincondicional y su fidelidad es eterna? ¿O tenemos miedo a losnuevos perseguidores de la cristiandad y muchas veces no nos atrevemos a decir que no apoyamos el aborto, que la familia sí es el soporte de la sociedad, que la pulserita que llevamos es un rosario en miniatura?

¿Tenemos miedo a que nos llamen fanáticos, ridículos y atrasados en un mundo lleno de «permisos», muchos de los cuales nos están llevando a la perdición?

Si algo de eso nos sucede, pidamos a Jesús que nos mande su Espíritu Santo, el Paráclito, el Defensor, para que ponga en nuestro corazón, en nuestros labios y en nuestras acciones la proclamación de la Buena Nueva: ¡Jesús está vivo, Él no está muerto!

Fuente cita bíblica: (1) Catholic.net

Descarga aquí

Comparte estas informaciones:

Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top